Confabulación

Arena y sangre

2011. Vídeo. 4’

De cara a la galería

Prosit Neujahr! (feliz año) es el grito que dedican los profesores de la Orquesta Filarmónica de Viena las mañanas de cada primero de año desde 1939, cuando se reivindicó la esencia netamente austríaca de la orquesta y el país, poco tiempo después de que fuera anexionado a la Alemania de Hitler.

El Concierto de año nuevo 2009 fue dirigido por Barenboim, el único ciudadano con doble nacionalidad palestina e israelí.

Cada año que pasa es más urgente la creación de un estado palestino ya que las nuevas ocupaciones lo hacen cada vez más difícil, abocándolo a la integración.

¡Feliz año, Palestina!